El cuarteto está de luto

La noticia ya es de conocimiento público en la Argentina y está en boca de todo el país: hace apenas unos días murió Rodrigo, el popular cuartetero cordobés, al volcar con su vehículo. ¿Accidente o atentado? Todavía no está claro… aunque eso no parece inhibir a sus fanáticos, que montaron un «santuario» en el lugar del accidente y dejaron una enorme cantidad de mensajes en el foro de su sitio
oficial. En mi opinión (y en la de muchos más), el sábado 24 a la madrugada murió un hombre y nació un mito. Rodrigo logró imponer el cuarteto de Córdoba en cada lugar y sector social de la Argentina. ¿Cómo? Es cierto que contaba con un enorme aparato publicitario, pero no podemos negar que, más allá de sus dotes musicales, sus canciones transmitían alegría, algo que en el sur de América, lamentablemente, anda escaseando. Por eso somos muchos los que, aun sin ser fanáticos ni seguidores de Rodrigo, lamentamos su muerte.